Carnaval de Chipiona

                    Entre el confeti y las serpentinas usted tiene el carnaval de Chipiona

Decrease Size Reset font to default Increase Size

module five

Declarado de Interés Turístico de Andalucía

Uno de  los Más importantes de la provincia

Cartel Carnaval 2013


   El carnaval es actualmente, por derecho propio, la fiesta chipionera por excelencia. Fiesta que resurgió en 1984 y que manteniendo las raíces y esencias del carnaval de Cádiz, con el paso de los años se ha consolidado como uno de los más importantes carnavales, de cuantos se celebran en nuestra provincia.

Chipiona y su carnaval PDF Imprimir Correo electrónico
Valoración de los usuarios: / 0
PobreEl mejor 

Chipiona y su Carnaval por Manuel Jurado Domínguez   Según el diccionario Carnaval es un período de tres días que precede al miércoles de ceniza, inicio de la cuaresma. Es un periodo de licencia durante el cual se suspende de forma temporal las reglas, los tabúes y las prohibiciones de la vida cotidiana, dando paso a la mascarada, disfrace, cabalgatas, etc.

De los diferentes datos de los que se disponen, parece que el Carnaval llega a Cádiz a mediados del siglo XV procedente de Génova dado que aquí existía una importante colonia de genoveses que junto a la actividad económica, trajeron sus tradiciones y costumbres.

A principios del siglo XVII podemos leer documentos concretos que aluden a la celebración de las Carnestoladas en Cádiz, con tanta fuerza que obliga a la iglesia gaditana a “dispensar” a los feligreses en los días de Carnaval.

La represión del Carnaval en distintas épocas no fue capaz de doblegar el sentir de todo un pueblo, así que a mitad del siglo XIX el Ayuntamiento acabó asumiendo la fiesta, incluyéndola en su programa festivo y en sus presupuestos. Desde el 1862 la corporación municipal se convirtió en la responsable de los eventos carnavalescos. En el 1884 se intenta nuevamente establecer un control y censura de las agrupaciones carnavalescas, por las criticas a los mandatarios e instituciones de la capital.

En el año 1937 se prohibió por decreto el Carnaval en toda España. En Cádiz quedo semicongelado, y en los días de Carnaval se reunían los amantes de esta fiesta en bares y colmados de la capital con sus disfraces por los barrios de la Viña, Santa Marina, la Caleta, etc. en un claro desafío a la prohibición impuesta por el régimen dictatorial existente en España. Al igual que en otras ocasiones, el régimen tuvo que doblegarse a la presión popular y así en el 1949 se inicia una tímida recuperación que supuso por otra parte, ocultar el nombre de Carnaval, pasándose a llamar Fiestas Típicas Gaditanas. Así pervivió algunos años hasta que en el 1967 se le cambio la fecha pasándose a celebrar en el mes de mayo, en contra del sentir popular del pueblo gaditano. Con la llegada de la Democracia, Cádiz recupera el Carnaval en todo su esplendor volviendo su celebración al mes de febrero.

En nuestro pueblo y según nos cuenta Eugenio Claver Faraldo las fiestas de Carnaval se celebraban en el Castillo y sus alrededores por los carnavalescos de la época, como Antonio Bueno “El Che”, el Pianillo y Jesús Peña, donde las coplillas eran muy conocidas por todos, y que aún hoy en día algún que otro recuerda.

Al igual que pasara en Cádiz los Carnavales fueron prohibidos aquí en Chipiona, pero la fiesta estaba dentro de todos aquellos que seguían sintiendo el Carnaval y querían seguir cantando a su tierra, así en el 1975 una comparsa, “AIRES BANDOLEROS” formada por algunos amigos como, Bernardo Caro, Joselito el del Gato, el Pelu, el Lebrijano, Enrique “El Chicharito”. el Juani, los mellizos Antonio y Eduardo, Javier “El Carpintero, Jesús Díaz, el Juazma y Antonio “Calia”, de la mano de uno de los más grandes compositores carnavalescos como fue Manuel Camacho Francés “El Chusco” llevo a nuestro pueblo a conseguir en el Gran Teatro Falla de Cádiz el tercer premio Provincial. El Carnaval no estaba muerto en nuestro pueblo y así en el 1976 los “POETAS ANDALUCES” repetirían el 3º premio provincial, “MARINERO EN TIERRA” en el 1979 y “AMOR BRUJO” en el 1982 pasaron con buena nota por “EL FALLA” además de conseguir el primer premio en el Puerto de Santa María, con la comparsa “CRISTIANOS DE ROMA”, en el 1983. Fueron ellos los que mantuvieron la llama viva la llama del Carnaval en nuestro pueblo, y fueron ellos los que años más tarde junto a otros pocos los que rescatarían.

No quisiera terminar sin hacer mención a la inestimable y gran labor que realizan las Peñas Carnavalescas, ya que son en gran parte el sustento de estas fiestas, con sus Perlas, sus Comparsas, Coros y Chirigotas, que junto a la participación de todo el pueblo, el Carnaval de Chipiona es único, como así lo demuestra ese premio “CALETA 1991” a la mejor Cabalgata de la provincia.

FELIZ CARNAVAL Manuel Jurado Domínguez Chipiona 2009